«Marian Rivas»

(Especial Bella & Bestia) RELATO DE MARIAN RIVAS

12:29


¡Hola munditos!
Hoy es el ultimo día del Especial de Bella & Bestia... me da muchisima pena, jo. Peeeeeeero, hoy os traigo algo muy especial, un relato basado en La Bella y Bestia, escrito exclusivamente para este Especial por Marian Rivas, autora de Lágrimas de amor y guerra.

Biografía de Marian Rivas:
Nacida en Granada el 10 de diciembre de 1976, vivió durante su niñez en Huelva y Córdoba antes de trasladarse a Almería donde reside en la actualidad. Diplomada en Relaciones Laborales por la Universidad de Almería, Asesora Laboral de profesión y escritora por vocación, empezó su inclinación por el mundo de las letras desde la niñez.

SINOPSIS:
La vida de la joven Magda transcurre entre libros y música en los días previos al estallido de la Segunda Guerra Mundial. Su breve pero intensa relación con Karl se verá truncada con su desaparición. Desesperada, se infiltrará como espía en la casa de un atractivo capitán nazi, con el objetivo de pasar información a la resistencia y conseguir pistas sobre el paradero de su amado. Cuarenta años después, la última carta que Karl escribió a su amada, aparecerá en manos de Beatriz, que se embarcará en una búsqueda en la que sus descubrimientos marcarán su vida y la de su prometido para siempre.
Aventuras, amor, intriga y antiguas venganzas, conjugarán parte de los ingredientes de esta historia en la que se aprenderá que los secretos del pasado marcan los designios del futuro.


Y aquí debajo os dejo el maravilloso relato que ha escrito para esta ocasión ^^
¡Disfrutadlo!

El Diario

    La relación entre ella y la Bestia, a la que llamaba señor por no decir esa palabra, se había transformado en mutuo respeto y consideración. Poco a poco, no sabía cómo, estaba siendo más fluida la comunicación entre ambos. Detalles como enseñarle aquella inmensa librería para satisfacer su deseo por la lectura, le daban a entender que la fiera no lo era tanto.

Llevaba un par de meses en aquel cautiverio voluntario y empezaba a sentirse bien. Era una sensación extraña, pues no dejaba de ser consciente de que estaba prisionera, privada de esa libertad que tanto anhelaba, pero por primera vez en mucho tiempo se sentía aliviada y casi feliz. Tanto que empezó a escribir su propio diario, una forma de escapar y meterse en una burbuja de confort ideada por ella y que nadie podría perturbar. Se trataba de un libro en blanco que la Bestia le regaló, un precioso lienzo dispuesto a ser pintado con los pensamientos manuscritos más íntimos de la joven.

Todos los días, antes de dormir plasmaba en él su más profundos temores, anhelos y alegrías. Empezaba a sentir algo, no sabía el qué, pero su corazón latía demasiado acelerado cuando él estaba cerca, cuando posaba sus ojos en ella, cuando la observaba de forma furtiva al leerle cada tarde el capítulo del libro que correspondía. ¿Sería posible? Pero aún guardaba secretos, y uno muy grande y oscuro, o eso pensaba ella, pues la zona del castillo que le estaba vetada resultaba misteriosa y atrayente a partes iguales.

Como no tenía con quien confesarse plasmaba todos sus temores y preguntas en su diario, como una batería de dudas que lanzaba a una de las personas a las que más quería en el mundo, alguien que le daba el amor más incondicional que existe: el amor de una madre. Desde pequeñita asumió su pérdida, y aunque su padre la crío lo mejor que pudo, siempre echó en falta esa figura femenina tan necesaria en muchas etapa de la vida. A ella le enviaba sus pensamientos, sus dudas, sus temores acerca de ese sentimiento que le nacía desde lo más hondo de su alma.

En ello estaba a la luz de las velas, cuando escuchó un tintineo procedente del otro lado de la puerta, era Chip, la preciosa tacita astillada que venía a toda prisa, pues estaban enfrascados en los detalles para la celebración del cumpleaños de la Bestia. Hacía tantos años que no se celebraba nada en aquel castillo, que no podían fallar.
—¿Crees que podrías venir un momento a la cocina? —le preguntó Chip.
Ella sonrió y lo cogió de su asa, le sonrío y asintió con una sonrisa.

Se dejó el diario abierto y se marchó, no tardaría mucho en regresar.

Instantes después la Bestia llamó a su puerta, al golpearla esta se abrió y él indeciso, se adentró con pequeños pasos llamándola. Se acercó a la mesa en la que descansaba el diario pensando que se trataría de un libro y leyó un par de frases antes de percatarse de que se trataba de sus más íntimos secretos de su invitada.

«Me gustaría saber qué se siente cuando se ama a alguien», Se me agita el corazón cuando lo tengo al lado, cuando en un descuido mi piel roza su suave pelaje, cuando me mira, cuando me escucha al leerle...» «Me gustaría entrar en su corazón, confío en que me deje»

Se apartó en seguida del libro, retrocediendo unos pasos al darse cuenta de lo que había leído. Rápidamente se fue a su habitación, con una palabra grabada a fuego en la mente: confianza. Ella quería confiar en él. Pero no se sentía preparado. ¿De verdad iba a echarlo todo a perder? Estaba confuso, su corazón se aceleró y encontró la respuesta. Esa noche le revelaría todos sus secretos.

Así la condujo al ala oeste del castillo, a la zona prohibida, aquella en la que descansaba una rosa mágica dentro de una urna cuyos pétalos marcaban una peligrosa cuenta atrás. Ella le escuchó con atención, le miró a los ojos y le acarició el rostro hundiendo sus dedos en su larga melena. Notó como los ojos azules de su carcelero se humedecían y rehuían encontrarse con los suyos. Era demasiado para él, para su corazón herido. Pues todo ese comportamiento el día que aquella anciana le visitó tenía una explicación: unos días antes descubrió que su prometida había pisoteado su alma burlándose de sus sentimientos y asegurando que solo se casaba por posición social. Él, que se desvivía por ella no pudo soportar la visión de la chica riendo y besando a su empleado de las cuadras y mucho menos como fue despreciado cuando les reprendió a ambos su comportamiento.

Desde aquel día se había propuesto no volver a dejar que nadie entrara en su vida. Se aislaría para siempre entre las paredes de su castillo, y jamás volvería a confiar en nadie y mucho menos a enamorarse.

—Ahora lo entiendo todo —le dijo Bella compasiva —tus desplantes, tus arrebatos, tu miedo a ser feliz...
Mientras ella hablaba él continuaba sin mirarla por lo que la joven colocó su rostro entre las manos y fijó sus ojos en los suyos.
—Si me dejas estaré encantada de romper el hechizo que te impide volver a amar.
La miró estupefacto, no podía creer lo que escuchaba, ¿sería posible? No se atrevía a responder por lo que continuó mirándola en silencio apretando sus manos entre las suyas.
—Tengo miedo de no saber quererte —dijo al fin.
—Mi amor, ya me quieres y ni siquiera te has dado cuenta—. afirmó sonriendo mientras se acercaba despacio a besarle la mejilla.

Los días venideros sirvieron para afianzar esa nueva situación de la que él había estado tanto tiempo queriendo escapar, pero de la que ya solo deseaba dejarse arrastrar y aunque algunos trataron de evitarlo, el amor como la vida, siguió su curso otorgando al joven monstruo con alma una segunda oportunidad.
Marian Rivas.

Redes sociales de Marian Rivas: 

Espero que os haya gustado esta sorpresita <3
Contadme que os parecido :)

 PD: Os recuerdo que hoy, hasta la noche, es el ultimo día para apuntaros al sorteo de un ejemplar de "El corazón de la bestia".


You Might Also Like

22 comentarios

  1. Super enamorada de estos relatos!!

    ResponderEliminar
  2. Hola!
    Qué bonito! Ains, esa Bestia cotilla, jejeje Me ha encantado la frase "tengo miedo de no saber quererte" Amor!!
    unbeso
    S

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola guapa!

    Me ha encantado la entrada y todo lo que habéis preparado para Bella y Bestia. El relato contiene unas frases preciosas!

    Un besito <3

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola!
    No conocía a esta autora , así que este relato me ha servido para conocer algo de su escritura^^
    ¡Me ha gustado mucho!
    Saludos <33

    ResponderEliminar
  5. Me ha encantado es súper emotivo y precioso. Me quedo con ganas de más 😃

    ResponderEliminar
  6. Una relato muy bonito sin duda. B7s

    ResponderEliminar
  7. No conocía nada de la autora, ahora tengo ganas de leerla.

    ResponderEliminar
  8. Ooooo me han encantado todos los relatos!!!! Gracias

    Besos

    ResponderEliminar
  9. Hola princesa
    Precioso el relato,no conocía a la autora pero cualquier libro que hable de segunda guerra mundial me interesa.
    Un besito mi niña y te me cuidas

    ResponderEliminar
  10. Qué bonito es el relato. Cuando le dice Bella que él ya la quería sin saberlo... es una escena tan sencilla y a la vez hay tanto amor. No conocía a Marian Rivas pero ha conseguido hacerme evocar la ternura que hay en Bella y Bestia cuando le muestra la flor. A ver si leo algún libro de ella.

    ResponderEliminar
  11. ¡Muy buen relato! Cuánto talento estoy viendo gracias al especial de La Bella y la Bestia. Seguid así!! ^^ Gracias por traerlo. Besos

    ResponderEliminar
  12. Buenas noches lectoras, os quiero agradecer las palabras tan bonitas que está recibiendo mi relato. Mil gracias a todas. Besos

    ResponderEliminar
  13. Que preciosidad de relato de verdad, me ha encantado.
    La verdad es que como comentan por arriba este especial nos esta dando a conocer muchas plumas maravillosas.
    Un beso

    ResponderEliminar
  14. Dios, sigo y sigo encontrando relatos tan hermosos *o*
    Un abrazo, nos leemos!

    ResponderEliminar
  15. Ya me quieres y ni siquiera te has dado cuenta<3 qué hermoso, no leí todo sobre el especial de La Bella y la Bestia pero lo que sí leí me encantó :´)

    ResponderEliminar
  16. Que preciosidad de relato. Menuda semana de Bella y Bestia. Me encanta. Un besazo.

    ResponderEliminar
  17. ¡Hola, preciosa! Wow, que sorpresa más bonita nos has hecho a tus lectores... Un relato realmente bonito. No conocía a esta autora pero me ha gustado mucho la forma en la cuenta las cosas y con esa pequeña escena sobre La Bella y la Bestia me ha dejado muy buen sabor de boca. Es preciosa ^^
    ¡Un besazo enorme!

    ResponderEliminar
  18. Hola guapa!
    La verdad que no he leído nada de esta autora, pero el relato me ha encantado. Besotes

    ResponderEliminar
  19. Ayyyyyy qué bonito, por favor... "Mi amor, ya me quieres y ni siquiera te has dado cuenta". Me encanta. Me ha encantado el relato en sí, pero el final... Bufff. Qué buenísimo.
    Sin duda, me apunto el libro de la autora y voy a ver si veo más cositas de ella en las redes sociales. Como siempre, traes lo mejor de lo mejor a tu blog. ¡Qué gran forma de terminar el especial de "La Bella y la Bestia"!
    ¡Un besazo!

    ResponderEliminar
  20. Hola guapa !!. Precioso relato y la semana especial que le habéis dedicado a una historia preciosa, con frases increíbles. Besos y nos leemos 😙😙😙😙

    Delia-----La guarida de los amantes.

    ResponderEliminar
  21. ¡Hola!
    Ohh que bonito y es que la Bella y la Bestia me tienen conquistada desde pequeña. Espero poder ir al cine pronto a verla. Un besote

    ResponderEliminar
  22. ¡Hola guapi!
    Ayyy me encanta *.* No había leído nada ni conocía a esta autora pero me ha encantado su forma de escribir! Ha sido un relato muy bonito.
    Y la sinopsis de su novela pinta muy bien :D
    Buscaré más sobre ella!

    Besitos muy fuertes <3

    ResponderEliminar

Follow by Email

Sobre mí

Mi foto

Soñadora.
Buscando magia en cada libro.
I♥Disney. I♥Cats. I♥Series. I♥Sagas. 

Correo de contacto: elenasb93@gmail.com